Turismo

Isla Holbox

Escápate al paraíso

Por Gustavo Moguel Alcocer

En días en que los viajeros buscan acercarse más a la naturaleza, ambientes más rústicos, tranquilos y alejados del bullicio, hay pocos sitios que aún permanecen casi intactos, Holbox es uno de esos destinos que aún conserva ese carisma y color de mar.

Para llegar a esta paradisíaca isla es necesario trasladarse hasta Chiquilá, ya sea en autobús, automóvil o combi, desde Mérida (3 horas) o Cancún (2 horas). Si viajas en auto, existe la opción de estacionamiento en el pueblo, por hora o por día. Después del arribo, hay que abordar un ferri que te llevará a la isla, los cuales salen cada hora y tienen un costo de $140 pesos, mi recomendación son los ferris de Holbox Express, están climatizados y tienen dos niveles para disfrutar el cruce.

La isla es relativamente pequeña, y las mejores maneras de recorrerla son en bicicleta o carrito de golf, casi no verás automóviles. Ten en cuenta, al ser una isla, algunos productos suelen tener un costo más elevado, también es recomendable que lleves dinero en efectivo, ya que aquí no hay bancos.

Holbox, tiene un gran número de hoteles y hostales para hospedarse, los precios varían según tus necesidades.

Nuestras recomendaciones para que disfrutes al máximo es tomar al menos un tour que ofrecen los locales, hay varios tipos de tours. Está el recorrido a las islas cercanas, como Isla Pasión; el ojo de agua de Yalahau donde te puedes dar un frío chapuzón y ver cocodrilos; Isla Pájaros si eres amante y fotógrafo de aves; el bellísimo Cabo Catoche, donde podrás snorkelear, ver delfines y tortugas, disfrutar de su arrecife y al final, comer un delicioso pescado frito o ceviche.

Otro tour que no puedes perderte es el del tiburón ballena, cuesta más, pero ver a este hermoso ejemplar es cosa de otro mundo, eso sí, te recomiendo respetar las reglas de los guías, usar bloqueador biodegradable y evita ponerte directo en el nado del tiburón. Todos estos tours puedes agendarlos con Turística Moguel justo en la plaza central de la isla.

Si lo tuyo no son los tours, puedes visitar las dos puntas de la isla: Punta Cocos donde verás un atardecer como ningún otro, y por las noches disfrutar de la bioluminiscencia (la mejor temporada es de abril a noviembre) y Punta Mosquito el cual tiene un arenal donde puedes caminar en medio del mar, el agua te llegara sólo a los tobillos por kilómetros y kilómetros, aquí también puedes ver flamingos a pocos metros de ti.

¡Ah! Casi lo olvido, no te puedes ir de Holbox sin probar su famosa Pizza de Langosta, una delicia que nació en este bello lugar.

Así que, si visitas Holbox, relájate, disfruta del ambiente caribeño del lugar. Recuerda no tirar y recoger tu basura si quieres que más gente lo disfrute también.

 

Galería
(Click en las fotos para ver en tamaño completo)

 

Fotografías:Gustavo Moguel Alcocer

Contacto:

Facebook/Instagram Gustavo Moguel

Please follow and like us:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.