Helicóptero de la Cruz, el icónico juguete mexicano inventado en 1946

Diapositiva anterior
Diapositiva siguiente

Helicóptero de la Cruz, el icónico juguete mexicano inventado en 1946

Te contamos la historia del Helicóptero de la Cruz, uno de los juguetes favoritos de los niños mexicanos por más de 50 años.

Por  más de 50 años, uno de los juguetes predilectos de los niños mexicanos fue el Helicóptero de la Cruz, que para quienes no hayan escuchado hablar de él, era un aparato totalmente de plástico capaz de volar de verdad.

Y no, no usaba pilas, tampoco poseía un motor en sentido estricto de la palabra. Se elevaba gracias a un sistema mecánico rotatorio, ubicado abajo de la hélice, mismo que se echaba a andar con un hilo. 

El Helicóptero de la Cruz era capaz de elevarse 50 metros

Con un buen tirón, explicaba el fabricante en su caja, el helicóptero de juguete podía elevarse hasta a 50 metros de altura para luego descender hasta el piso de forma perfecta gracias a su tren de aterrizaje. 

Hablando de su empaque, éste era una obra de arte de la década del 50 en sí mismo, pues a la izquierda traía dibujado al Ángel de la Independencia original (el ángel se caería en el sismo de 1957), mientras que a la derecha estaba bosquejada la Torre Latinoamericana.  

La historia que conocemos del Helicóptero de la Cruz

Ahora hablemos del creador de este aparatito volador. De acuerdo con el director del Museo Interactivo del Juguete (Miju), Artemio Abrego Treviño, fue el ingeniero Octavio de la Cruz, egresado del Instituto Politécnico Nacional (IPN), quien inventó el helicóptero

Sin embargo otro experto en el ramo, de nombre Andrés Guzmán, aportó otro dato interesante sobre el creador del aparato, y éste es que el ingeniero de la Cruz era amigo en el IPN de otro grande las invenciones, ni más ni menos que de Guillermo González Camarena, creador de la televisión a color.  

Octavio de la Cruz, un gran inventor del IPN

Ambos, de acuerdo con esta versión de la historia, habían anunciado durante sus años escolares que, uno inventaría la tv a color, y el otro un helicóptero de juguete que volara de verdad. Ambos cumplieron sus promesas.  

Tristemente no se conocen más detalles sobre la invención y posterior comercialización del Helicóptero de la Cruz. Sin embargo es la gente, en algunos espacios de internet, quienes han nutrido la historia de este aparato con sus propias experiencias infantiles con él. 

Con información de México Desconocido

Facebook
Twitter
LinkedIn