¿Habrá piso parejo?

Publicado el: 30 mayo 2016

Por Alejandro Pulido Cayón

Qué bonita semana, pero: ¡qué bonita semana! Los amantes del vintage pudimos desplazarnos en el tiempo, fuimos al pasado hasta aquella dichosa época en la que los taxistas del FUTV eran avezados beisbolistas, que hacían prácticas de bateo con las cabezas de sus competidores. “Bola cantada”, advirtió su refinado líder, Héctor “Billy” Fernández Zapata, acerca de la golpiza que le propinaron a unos particulares que prestaban sus servicios de transporte privado en el Aeropuerto Internacional de Mérida.

futvAnte la imposibilidad de subirse a los avances tecnológicos -ya no hablemos de prestar un servicio medianamente decente, con choferes educados, unidades cómodas y en buenas condiciones-, una caterva de golpeadores dio una lección de valores cívicos que han distinguido históricamente al Frente Único de Trabajadores del Volante (FUTV), entre los que destacan su capacidad de jugar en equipo para patear en el piso a las personas; el bloqueo en conjunto de vialidades; la astucia jurídica al negar rotundamente cargos penales, pese a estar perfectamente identificados en video; en fin, joyas de los remotos tiempos en que imperaba la ley de la selva.

La cereza del pastel, que hace de la anterior semana algo antológico, fue el anuncio gubernamental de que ahora sí, por lo más sagrado de las movilizaciones electorales y el acarreo para mítines, van a regular a las empresas que prestan servicios de traslado con base en plataformas tecnológicas. En específico Ryde and Go –iniciativa local que se ha posicionado en la preferencia de los usuarios-, y evidentemente Uber. Pues que ya hasta llegó la iniciativa de ley al Congreso del Estado. Que eficiencia tan bárbara de todas las barbaridades.

A lo largo de los siguientes días se conocerán los detalles de la propuesta gubernamental para reformar la Ley de Transporte del Estado y su reglamento. Resulta interesante escuchar el discurso que han elegido. Hasta hoy, lo que se entiende del mensaje es que el meollo está en mantener la seguridad de Yucatán, y nada se habla de generar condiciones de competencia parejas para todos.

Tanto la presidenta de la Junta de Gobierno del Congreso estatal, Celia Rivas Rodríguez, como el secretario General de Gobierno, Roberto Rodríguez Asaf, hablaron sobre la “incertidumbre” de un padrón de registro vehicular, los antecedentes de quienes trabajan al volante en Ryde and Go y Uber, y los destinos de cada traslado. Eso es de llamar la atención, porque está claro que en el FUTV hay verdaderos delincuentes, que nadie sabe dónde recogen el pasaje y a dónde lo llevan, y ya ni qué decir sobre cómo se encuentra la mayoría de los taxis tipo tsurito.

Una de las ventajas competitivas que han hecho sea preferible un ryder o un uber, es que uno conoce desde el principio la identidad del chofer, el origen y el destino de cada viaje queda debidamente registrado por las empresas, además de que las tarifas se conocen con antelación. Sobra decir que los vehículos están debidamente registrados en el padrón de la Secretaría de Seguridad Pública. Como lo veo, el asunto está en fijar las condiciones que permitan un piso parejo para todos los que compitan en este ámbito económico, y de eso poco o nada se ha mencionado en el discurso oficial. ¿Habrá piso parejo? Es cuanto les cuento.

En Twitter: @alexpulidocayon

Escribe un comentario.