Qué hacer en Holbox: isla paradisíaca en el Caribe mexicano

Previous
Next

Qué hacer en Holbox: isla paradisíaca en el Caribe mexicano

El Caribe mexicano es famoso a nivel mundial por sus aguas cristalinas y el agua blanca que parece acariciar las plantas de los pies cuando uno camina a lado del mar. Holbox es una isla ubicada al norte de la península de Yucatán que todos deberían conocer. 

¿Cómo llegar? 

Para llegar a Holbox primero tienes que dirigirte a Chiquilá, el poblado más próximo. No importa si eliges viajar en autobús o carro, o si decides tomar la vía libre o la de cuota, la vista que encontrarás en el camino, será inigualable. 

Una vez que llegues a Chiquilá, podrás comprar boletos para el ferry que cruza del poblado hasta la isla. El trayecto dura aproximadamente media hora, así que prepárate para tomar fotos y para observar los manglares de la isla en cuanto llegues. 

¿Qué hacer? 

La mayor parte de la isla es prácticamente virgen, por lo que si lo que quieres es aislarte del mundo entero, puedes dirigirte a algunas de las playas más deshabitadas. Prepárate porque hay partes en las que no existen locales. 

Si en cambio tienes ganas de un ambiente relajado, música tranquila y servicio a la mesa, deberás cruzar la isla desde que llegues del ferry en línea recta hasta el otro lado de Holbox. Puedes realizar el trayecto caminando por las calles de arena o incluso puedes rentar una bici o carrito de golf. Esta opción te conviene sobre todo si vas a pasar varios días u horas en la isla y quieres llegar rápidamente a cada destino. 

Elige el restaurante que más te guste, pide una bebida refrescante e intérnate en el mar. 

Una de las principales características de la isla son las aguas tranquilas y poco profundas que permiten caminar varios metros dentro del mar sin que haya apenas oleaje o sin que dejes de tocar el piso. 

Si lo tuyo no es la calma y te gustan las actividades físicas, las aguas tranquilas de Holbox permiten realizar paddleboard que consiste en “surfear” olas muy suaves mientras usas una tabla y te impulsas con los brazos o con una vara especial. 

Cualquiera de las actividades que realices te permitirá observar la riqueza natural de la isla, en donde habitan una gran cantidad de especies animales acuáticas y si prestas atención, también podrás observar interesantes aves y fauna de todo tipo. 

Si lo que quieres es realizar travesías en donde estés en contacto profundo con la naturaleza puedes hacer un trato con los locales y contratar un recorrido por los manglares de la isla. En los recorridos aprenderás de la importancia ecológica de los manglares y su función reguladora del clima, además de la protección contra los huracanes que representan para las costas. 

Planea tu viaje para que puedas permanecer en Holbox al menos un par de días. A pesar de ser una isla pequeña, tiene múltiples secretos qué contarte.

.-Con información de Heraldo de México 

Más recientes