Las mujeres que educan a Yucatán

La historia del Instituto Universitario “Felipe Carrillo Puerto” inicia con el Abog. Andrés Bazán Aguilar y un grupo de socios que buscaban regresar a la sociedad un poco de lo mucho que les dio, creando una preparatoria nocturna para trabajadores de clase media. Consiguieron un local prestado de la primaria Libertad Menéndez, ubicado en el barrio de San Juan. Al pasar el tiempo se movieron a San Sebastián, hasta que finalmente se ubican en el Barrio de Santiago, frente a la extinta Sidra Pino.

Como ejemplo de fortaleza para las dos generaciones que hoy están al frente, la maestra Elsy Borges Castellanos, esposa de don Andrés y madre de la actual directora general, la Mtra. Elsie Margarita Bazán Borges, se incorpora al Instituto; tuvo que luchar intensamente por mantener la preparatoria ya que siempre se caracterizaron en ayudar a los alumnos a continuar, pero no había recursos suficientes, ni personal y la carga de trabajo era elevada. Ella tomó las riendas para la actualización de los planes de estudio, la revalidación del REVOE, la incorporación a la UADY.

Promesas cumplidas

La Mtra. Elsie Margarita Bazán Borges, su hija y actual Directora General, recuerda estar en la escuela ayudando y aprendiendo. Ya casada y madre de Elsié y Arturo, logran la apertura de los turnos matutino y vespertino. “Desde la edad de 15 años trabajé con la familia, estudié turismo, inglés; laboré en una agencia de turismo, en la banca, en radio, televisión, en el sindicato, es decir, trabajo muy fuerte, siempre he tenido una cultura laboral que vi desde mis padres. Entré en el área de caja y posteriormente en el departamento de orientación educativa para brindar atención a estudiantes; realizaba múltiples eventos culturales y artísticos, deportes y actividades que me llevaron a conocer más aún las áreas de la escuela, de tal manera que figuré como secretaria académica, administrativa, directora de la preparatoria, después como directora general académica…”.

La decisión de crear las carreras se tomó cuando le mostré a mi padre el folleto de otra institución. Iniciamos con Derecho, Contaduría, Administración, Mercadotecnia, Turismo; actualmente son 11 licenciaturas que impartimos, maestrías y en breve posgrados. La escuela creció del tal forma que abarca hoy día una manzana completa, son cientos los que integran la plantilla escolar y docente. Elsie Bazán es académica 100%, su padre le pidió que se hiciese cargo de la Universidad y creó el Departamento de la Unidad Académica albergando las áreas: Técnico Pedagógico, Diseño Curricular, Planes de Carreras Nuevas, Desarrollo Humano, Recursos Humanos, Vinculación, Atención Institucional, ahí se desarrollan planes de estudio con gran diversidad, creatividad, profesionalismo, además de las maestrías.

Mantienen la filosofía humanista social para que la clase media trabajadora tenga las mismas oportunidades que cualquier estudiante. “Se creó un plan de intercambio en el que nuestros alumnos viajan sin que les cueste el hospedaje ni los alimentos y en caso de que tengan que pagar el traslado se busca la manera de reembolsar a través de OIGATUR, organismo internacional especializado en gastronomía y turismo que maneja recursos para ello. Hoy día se han realizado varios intercambios, es decir, mandamos y recibimos a estudiantes de otras instituciones educativas, lo único que se les solicita es que tengan buen promedio, estar al corriente de sus pagos y buena conducta para viajar al extranjero y dar cursos, pláticas, estudiar, convivir en el seminario, ganar dinero y recuperar lo que gastan”.

El Instituto “Felipe Carrillo Puerto” tiene una plantilla docente con el 90% de formación en maestría o doctorado; los programas de estudio están actualizados conforme a su nuevo plan de estudios. La escuela es incluyente de acuerdo a la ideología de Felipe Carrillo Puerto, fundador de la Universidad del Sureste (actualmente la UADY): “Todos tienen derecho a la educación y la misma oportunidad a prepararse.” Como institución de paz, no importa el estado civil, religión, sexo; ser una institución que sirva a la sociedad con el compromiso de entregarle recursos humanos plenos y capaces. Prometió a su madre que estaría al frente de la institución y lo ha cumplido cabalmente ahora con la colaboración de su hija, Elsié Andrea Becerra Bazán enfocadas a fortalecer aún mas el sueño con el que inició el proyecto.

La institución nació desde el corazón

Elsié Andrea, es licenciada en gastronomía y estudiante de psicología, nació y creció con esta institución. “No hay un momento en mi vida que no piense en trabajar en y por la institución, es un honor pertenecer a ella para servir a la sociedad yucateca.” Se ha preparado en lo que más le apasiona y hoy día es responsable del área control de calidad. Como cada periodo, se realizan actualizaciones y cambios internos que exigen su participación en el área de finanzas dentro de la administración. Es un área de alta confianza que su mamá le asignó para que continúe brindando a los alumnos todo el apoyo como siempre, para ofrecerles una mejor calidad de vida a partir de la educación. “Me gusta estar aprendiendo y deseo poder seguir haciéndolo cada día, uno se pone los límites, tan sólo es decir basta a lo que te está deteniendo”. A la par de sus actividades es Presidenta de la “Fundación Francesca Bebés con Alas” que brinda apoyo a madres y padres que han perdido un bebé.

 

Centro Universitario Felipe Carrillo Puerto

Calle 65 Núm. 583, por 72, Barrio de Santiago, Centro

Comparte este artículo

Share on facebook
Share on twitter
Share on email

Artículos relacionados