¡Con los cenotes no! De nuevo hallan 95 medidores de luz en Chen-Há

Previous
Next

¡Con los cenotes no! De nuevo hallan 95 medidores de luz en Chen-Há

En Yucatán, han hallado 212 medidores de luz en las aguas de un cenote. Foto: Sergio Grosjean

En Yucatán, descubrieron de nuevo medidores de luz en el fondo de las aguas de un cenote. Al momento, un grupo de buzos y espeleólogos han hallado 212, los primeros 117 en diciembre del año pasado, y el pasado fin de semana, 95.

De nuevo hallan medidores de luz en cenote de Yucatán

Espeleólogos y buzos de Yucatán recolectaron por segunda ocasión medidores de luz dentro del cenote Chen-Há, en el municipio de Kopomá, a 45 minutos de Mérida. La primera inmersión ocurrió en diciembre de 2020, donde hallaron 117; sin embargo, en esta nueva expedición hallaron 95, entre los que destaca un medidor cuadrado, que pudiera tener alrededor de cuarenta años y se usaba antes de los redondos que conocemos.

¿Cómo fue el descubrimiento de nuevos medidores de luz en cenote de Yucatán?

En esta segunda inmersión recolectaron decenas de medidores de luz que fueron lanzados a este cuerpo de agua; aún quedan cientos enterrados bajo el sedimento. Liderados por Sergio Grosjean, el grupo de buzos se adentró al cenote en Yucatán, el cual cuenta con 85 metros de diámetro y una profundidad máxima de 27 metros. Los medidores estaban aproximadamente a 15 metros enterrados en los alrededores del cenote.

¿Cómo me afecta tirar basura en los cenotes?

Por medio de un video, los expertos señalaron los peligros de que existan estos medidores y otro tipo de basura en las profundidades del cenote. De acuerdo con ellos, la contaminación que ocasiona la basura tecnológica puede afectar la salud humana, flora y fauna por residuos peligrosos como cobre, plomo y mercurio, entre otros, los cuales pueden ser consumidos por los seres vivos y avivar enfermedades como el cáncer, debido a la exposición de estos elementos.

En el video se aprecia, incluso, cómo habitantes de las comunidades cercanas al cenote en Yucatán extraen agua del mismo para su consumo.

“Estos aparatos poseen metales pesados altamente contaminantes y cancerígenos como aluminio, plomo, cobre y latón, entre otros, mismos que durante su trayecto al mar (pues el agua finalmente concluye su recorrido allá) afectará a otros cenotes, al manto freático, incluso a los peces que viven en la ciénega y el mar. Si entre todos no hacemos algo, el asunto caerá en el olvido y seguirá afectando a la población, incluso a ustedes y sus familias, pues no se les olvide que el agua llega a nuestra casa”.

Sergio Grosjean, espeleólogo y buzo.

.-Con información de UnoTv

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn