Banderillas al quiebro, al violín y orejas

Publicado el: 09 enero 2018

Andy Cartagena, Horacio Casas y Cuauhtémoc Ayala brindan una corrida de primer nivel en la Monumental Plaza de Toros de Motul.- Los Forcados de Querétaro ya son grandes en Yucatán: lograron tres “pegas” espectaculares.

Por Martha López Huan
La Corrida de Rejones que protagonizaron en Motul el español Andy Cartagena, el mexicano Horacio Casas y el yucateco Cuauhtémoc Ayala resultó una verdadera delicia para más de cuatro mil personas reunidas en la Monumental Plaza de Toros, construida el 14 de julio de 1991 en esa comunidad, ubicada al Oriente del Estado.2018-01-07-PHOTO-00000101

2018-01-07-PHOTO-00000100
Hubo banderillas al quiebro, al violín y rejonazos tan limpios que el público celebró con aplausos y el juez Ariel Avilés Marín otorgó dos orejas para Cartagena y otra para Cuauhtémoc.
Casas sólo se llevó ovaciones del público.
Los caballos de los rejoneadores también se lucieron con su alegre baile y valentía, ya que afrontaron bien los embistes de “Estrella”, “Renegado”, “Golondrino”, “Bondadoso”, “Suertudo”, “Motuleño” y “Brujo”, toros de la ganadería de Guanamé y otro de Guadiana que sustituyó a uno de la dehesa titular que fue devuelto de forma inexplicable por Avilés Marín.

LOS FORCADOS DE QUERETARO

La presencia de los Forcados de Querétaro fue el plus de la Corrida de Rejones organizada en Motul, por las “pegas” espectaculares de José Manuel Guerrero, Fernando Montoya y Jorge Fernández.
La forma de tomar al toro por los cuernos y pegarse hasta dejarlo inmóvil, los hizo acreedores a varias ovaciones del público: la admiración fue contundente y cálida.

Escribe un comentario.