Claves para diferenciar una gripe del coronavirus

Previous
Next

A medida que se acerca el invierno y, con él, los resfriados y la temporada de gripe, crece la preocupación y el interés por diferenciar sus síntomas de los del temido coronavirus. Los expertos explican que no es fácil, porque la gripe estacional y el coronavirus presentan una sintomatología muy parecida además de compartir vías de transmisión. Pero, apuntan, sí hay algunos signos diferenciales o señales que pueden resultar reveladoras de cuál es la enfermedad que uno está padeciendo y aliviar la angustia que provoca sentirse amenazado por el coronavirus.

Tanto la gripe como la Covid-19 son enfermedades virales que afectan al sistema respiratorio y que comparten síntomas como la fiebre, la tos seca, la fatiga, el dolor muscular y de cabeza… No obstante, la forma en que aparecen esos síntomas y el orden en que se manifiesta ya pueden ser una primera pista sobre si los está provocando el virus de la influenza (gripe) o el SARS-CoV-2 (Covid-19).

Algunas señales

¿Congestión nasal?

“Una señal que puede resultar diferenciadora es que la gripe empieza con una gran congestión nasal y afectación de garganta, incluso antes de que aparezca la fiebre, los dolores musculares y el malestar general; en cambio, en la Covid-19, podemos notar pérdida de olfato, pero sin congestión nasal”, explica el doctor Germán Peces Barba, vicepresidente neumólogo de la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (SEPAR).

Por tanto, si lo primero que uno nota es que se le tapona o le gotea la nariz, muy probablemente esté pasando una gripe, tranquilizan los médicos.

La congestión nasal es un síntoma que aparece en los inicios de una gripe y no en el coronavirus
La congestión nasal es un síntoma que aparece en los inicios de una gripe y no en el coronavirus (Shutterstock)

¿Pérdida de olfato y gusto?

La anosmia, la pérdida de olfato, es uno de los síntomas que más detectan y comentan quienes han pasado la Covid-19, porque este virus altera las terminaciones nerviosas que transmiten los olores y permiten detectar el gusto.

Con una gripe o un resfriado uno también puede perder el olfato, pero, explican los médicos, en este caso la causa es la congestión nasal que provocan y las sensaciones son totalmente distintas. Según una investigación publicada en la revista Rhinology, los pacientes de la Covid-19 que pierden capacidad olfativa no sufren sensación de nariz tapada ni goteo líquido, cosa que sí ocurre en caso de gripe o resfriado.

“La gripe actúa por la vía de la congestión nasal, mientras que la Covid provoca inflamación que deteriora los sensores del olfato y el gusto”, confirma el doctor Peces Barba. Por ello, en el caso de la infección por este coronavirus a menudo la anosmia va acompañada de la pérdida del sentido del gusto (ageusia), y para recuperarlos puede ser necesario recurrir a ejercicios de rehabilitación y estimulación para recuperarlos una vez superada la fase aguda de la enfermedad.

¿Comenzó de repente?

Más allá de si hay congestión o no, el cómo se inicia la enfermedad, cómo aparecen los síntomas, puede darnos más pistas de si estamos ante una gripe o la Covid-19. “El comienzo de la gripe suele ser más intenso e inesperado, con malestar y fiebre alta repentinos. En cambio, en el coronavirus, los síntomas van apareciendo de forma progresiva a lo largo de varios días”, aseguran desde el departamento médico de la aseguradora Cigna.

“Es cierto que la Covid aparece de manera progresiva; aparecen los síntomas cuando el virus lleva replicándose en el organismo alrededor de siete días, y en la gripe se inician a los tres días del contagio; y mientras que la gripe brota de forma aparatosa, con congestión intensa, cara de griposo y malestar, en el coronavirus el inicio de síntomas puede ser más lento, aunque luego hay un salto (unos siete días después de haber notado los primeros indicios) y pueden volverse mucho más intensos”, detalla el vicepresidente neumólogo de Separ.

¿Falta de aire?

El equipo médico de Cigna asegura que la disnea o falta de aire es otro de los indicios que pueden activar la señal de alarma respecto a la Covid-19, y acostumbra a ser uno de los últimos síntomas en desaparecer.

“Si el síntoma predominante es de vías altas –congestión nasal, molestia en la garganta…– probablemente será gripe; si hay tos seca, puede ser síntoma tanto de gripe como de la Covid-19, y convendrá hacerse la prueba correspondiente para averiguarlo”, comenta Peces Barba.

¿Dolor muscular? ¿Pérdida de fuerza?

Como ocurre con la tos, el dolor muscular y la pérdida de fuerza son síntomas que pueden darse tanto en la gripe como con la Covid-19. Pero es importante fijarse en si van o no acompañados de otros malestares. “Si hay congestión, molestias de garganta y sintomatología muscular pero sin otros síntomas respiratorios como tos o falta de aire, es muy probable que sea gripe”, precisa el neumólogo.

¿En qué orden aparecieron los síntomas?

Desde el departamento médico de Cigna creen que otra de las señales que conviene tener en cuenta para despejar dudas es el orden de manifestación de los síntomas. Explican que, según un estudio realizado por investigadores de la University of Southern California, la progresión más probable de los síntomas en el caso de sufrir Covid-19 es fiebre, luego tos, posteriormente dolor de garganta y cabeza, mialgia o dolor muscular, seguido de náuseas o vómitos y, finalmente, diarrea.

En el caso de la gripe, primero aparecería congestión y tos como primeros síntomas, seguido de fiebre, dolores musculares y, en algunos casos, naúseas o vómitos o, quizá, diarrea. Germán Peces Barba considera que más que un orden determinado de síntomas – que no tiene claro que sea siempre el mismo en los pacientes con Covid-19–, lo que resulta más característico es cómo empieza la gripe: “con una gran congestión nasal y afectación de la garganta”, reitera.

¿Erupciones cutáneas?

La aparición de erupciones cutáneas o cambios de color en los dedos de las manos o los pies es un síntoma que aparece en algunos pacientes con coronavirus y que no se da en el caso de la gripe. Con todo, tampoco se trata de uno de los síntomas más habituales entre los infectados de Covid-19, de modo que la presencia de lesiones cutáneas sí puede ser determinante para saber que no es gripe sino coronavirus, pero su ausencia no resultaría significativa ni serviría para descartar nada.

Por otra parte, los médicos advierten que algunas personas presentan síntomas muy leves de Covid-19 o son asintomáticas, lo que dificulta el identificar la enfermedad y tomar medidas preventivas.

Porque, como explica el doctor Peces Barba, si uno tiene síntomas tanto de gripe como coronavirus lo importante es que adopte medidas para evitar la diseminación del virus entre otras personas, incluidos aquellos con quienes convive. “La gripe también es muy contagiosa, de modo que también deberíamos hacer cuarentena, y medidas como la mascarilla y lavarse las manos son igual de eficaces para el virus de la gripe que para la Covid-19, así que deberíamos aplicarlas en ambos casos”, enfatiza el neumólogo.

El dolor de cabeza intenso y persistente es uno de los síntomas que relatan personas que han sufrido Covid-19
El dolor de cabeza intenso y persistente es uno de los síntomas que relatan personas que han sufrido Covid-19 (fizkes / Getty)

Tampoco está de más adoptar algunas medidas para prevenir los resfriados, cuyos síntomas a veces también pueden inducir a confusión con la gripe y la Covid-19, aunque en este caso los estornudos, la irritación de ojos y el picor en la nariz acostumbran a ser los más significativos.

Y, si se produce el contagio de cualquiera de estas afecciones respiratorias, siempre es recomendable contactar telefónicamente con un médico para que paute las recomendaciones adecuadas, ya sea realizarse un test diagnóstico o acudir a un centro hospitalario.

.-Con información de La Vanguardia

Comparte este artículo

Share on facebook
Share on twitter
Share on email

Artículos relacionados

Previous
Next